20 jul. 2010


LONDRES.- El nacimiento de un bebé de ojos azules y pelo rubio intriga a expertos en genética y levantó las cejas en una familia de la localidad Woolwich, al sur de Londres. La razón es que los padres de la niña, llamada Nmachi Ihegboro, son de raza negra y –aseguran- sin ascendencia blanca, según publica el diario británico The Sun.
Pese a lo que la diferencia de color podría indicar, el padre está seguro de que la recién nacida es su hija. "Yo no sé por qué ella es rubia. No sé de ninguna ascendencia blanca (en nuestras familias). Nos preguntábamos si es un problema genético”, asegura Ben, de 44 años, el padre de la niña.
Según los médicos del Hospital Queen Mary, la bebé no es albina y su madre, Angela, de 35 años, considera el nacimiento como un milagro. Nmachi, cuyo nombre significa "La belleza de Dios" en lengua nigeriana, país de origen de los padres, ha confundido a los expertos en genética, porque sus progenitores no tienen antecedentes familiares de raza mixta.
El profesor Bryan Sykes, director de Genética Humana en la Universidad de Oxford, llamó al nacimiento como "extraordinario". "En las personas mulatas, los niños pueden heredar la variante del tono más claro de piel y esto ya a veces puede ser sorprendentemente para los padres", dijo el experto.
"Estos casos pueden ocurrir cuando hay una gran cantidad de mezcla genética, como en las poblaciones de África y del Caribe. Pero en Nigeria existe poca mezcla".
Sykes cree que sería necesario algún tipo de ascendencia blanca para que una versión pálida de los genes se transmita de padres a hijos. Sin embargo, agregó: "El pelo es extremadamente inusual. Incluso muchos niños blancos no tienen el pelo rubio como éste en el nacimiento."
El especialista dijo que algunas mutaciones desconocidas puede ser la explicación más probable. "Las reglas de la genética son complejas y todavía no se entiende lo que sucede en muchos casos", dijo.
El nacimiento se produce cinco años después del sorprendente caso de Kylie Hodgson, quien se convirtió en la madre de gemelas de dos colores, una blanca y una negra , en Nottingham, también en Gran Bretaña. Kylie, de 23 años, y su pareja, Remi Horder, ahora de 21 años, son mestizos. Sin embargo, las probabilidades de ocurrencia de estos casos se estiman de uno a un millón.
No se informa sobre la posibilidad de un cambio de bebés en el hospital como causa del caso de los Ihegboro

2 comentarios:

  1. Hola!

    Bló! es la comunidad de blogs más grande de Uruguay.

    Queremos que tu blog forme parte de la comunidad, por lo que te invitamos a conocer Bló!

    Visitá http://soyunblo.blogspot.com

    //
    Lamentamos haber utilizado este espacio para realizar la invitación.

    ResponderEliminar
  2. Anónimo29/7/10

    que buena info no tenia ni idea de que una familia de padres negros podia tener una hija blanca

    ResponderEliminar